Influencers

Influencers

Con el “boom” de las redes sociales, el uso de influencers pagados es parte de la estrategia anual de casi todas las marcas. Pero ¿qué tan efectivos son? ¿Vale la pena la inversión en ellos?

Los anunciantes no pueden ignorar las redes sociales. Solo Instagram tiene más de mil millones de usuarios mensuales. Mediakix, una agencia de marketing de influencers, estima que las compañías gastarán entre 4.1 Billones de dólares (2019) y 8.2 Billones a nivel mundial en 2020 en influencers. Eso es más de los 500 millones invertidos 2015 (cuando estalla el uso de influencers.)

“Todas estas publicaciones pagadas te hacen cuestionar si los influencers son genuinos o simplemente lo hacen por el dinero”, dijo una profesora de la Virginia Commonwealth University en la encuesta de Advice Strategic Consultants.

El 92% de los consumidores confían en una recomendación de alguien que conocen.

Nielsen

Los influenciadores han tensado los lazos con los anunciantes, al inflar el número de sus seguidores, a veces comprando miles de falsos seguidores. Mark Zuckeberg, presidente y CEO de Facebook e Instagram testificó el 23 de octubre del 2019 ante el Congreso de Estados Unidos de América acerca de “su posición de dominio”, “su criptomoneda Libra” y “publicidad engañosa”: anunció el cierre de cientos de miles de cuentas falsas, compradas por “influencers” para inflar su presunta o supuesta influencia y “cobrar más de los anunciantes”. También han dañado su credibilidad con los seguidores de la vida real, al promocionar productos que no usan.

Hacer un seguimiento preciso de la efectividad de la publicidad influyente es difícil. En cierta medida, su influencia está disminuyendo. Las tasas de participación, que miden la cantidad de “me gusta” que genera una publicación como porcentaje de los seguidores de una persona, han bajado este año, en comparación con el mismo período del año pasado, según InfluencerDB, que provee herramientas para ayudar a las marcas a administrar campañas de influencia.

Los consumidores pueden ver si alguien se preocupa honestamente por un producto o si solo están tratando de impulsarlo. Por eso, la estrategia de campañas Word of Mouth o generación de microinfluencers, tiene mucha credibilidad entre los seguidores de estos consumidores reales. La recomendación personal basada en una experiencia genera alta credibilidad, pues es totalmente honesta y sincera.

Dejar un comentario